La portada de El Hobbit que no gustó a Tolkien

Portada de El Hobbit en EEUU en 1965
(Portada de El Hobbit en EEUU en 1965)

La portada de la primera edición en tapa blanda de El hobbit en Estados Unidos, en 1965, no gustó nada a J.R.R. Tolkien, el autor del libro. Dos emúes, un león y una serie de árboles extraños, poco tenían que ver con la historia y por lo tanto no parecía adecuada para ilustrar la obra. Tanto es así que el propio Tolkien escribió lo siguiente a su editor en Estados Unidos sobre aquella ilustración de la portada:

Me parece horrible, pero reconozco que el objetivo principal de la portada es animar a la compra y supongo que ustedes sabrán mejor lo que se considera atrayente en Estados Unidos. Por tanto, no entraré a debatir cuestiones de gusto (aunque no puedo dejar de señalar que los colores son nauseabundos y la tipografía horrorosa), pero debo preguntar lo siguiente: ¿qué tiene que ver con la novela?¿Qué lugar representa?¿Por qué un león y emúes?¿Y qué es eso que se ve al fondo con bulbos de color rosa? No entiendo que alguien que haya leído el texto (y espero que usted lo haya hecho) pudiera pensar que una imagen así sería del gusto del autor.

No recibió respuesta a la carta en la que exponía todo aquello al editor estadounidense, pero más tarde, por teléfono, este le confesó que debido a la falta de tiempo el ilustrador no puedo leer la novela y que por lo tanto el resultado fue el que fue, una portada que nada tiene que ver con El hobbit.

Fuente: Vidas secretas de grandes escritores, de Robert Schnakenberg

9 thoughts on “La portada de El Hobbit que no gustó a Tolkien

  1. Era yo, es que desde el móvil no tenía mi cuenta sincronizada. Lo dicho, enhorabuena por el blog. Lo sigo desde hace ya mucho y creo que es de lo mejorcito de Internet en lo referente a anécdotas históricas. Un abrazo 😉

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.