Palomas en paracaídas

En la Primera Guerra Mundial hicieron aparición muchos avances técnicos y tecnológicos pero también seguían presentes cuestiones del pasado. Por ejemplo, más de 500.000 palomas fueron utilizadas para enviar mensajes. Especialmente por parte de los espías, que de este modo hacían llegar sus averiguaciones desde las zonas ocupadas por el enemigo. Como ustedes sabrán, las palomas son capaces de volver a “casa” desde distancias enormes gracias a un sentido de la orientación admirable. Pero el problema se presenta en cómo hacer llegar las palomas a los agentes o espías que estaban en territorio ocupado.

Para hacer esto se convenían previamente unas zonas de entrega. En estas zonas, a la hora convenida, se dejaban caer las palomas con un paracaídas y sujetas al mismo de tal forma que no pudieran volar. Los agentes cogían las palomas, las cuidaban hasta que fueran a utilizarlas y luego… ¡a volar!

La foto adjunta es bastante ilustrativa del proceso y está extraída del libro «World War I» de la editorial DK, escrito por Simon Adams.

6 thoughts on “Palomas en paracaídas

  1. – y ud. que hace?
    – yo? yo soy ingeniero militar
    – ya veo! ahora que hay guerra debe estar muy ocupado
    – Si si! Estamos muy ocupados perfeccionando prototipos de paracaidas para palomas.

    Supongo que una conversacion por el estilo me hubiese hecho dudar seriamente de las posibilidades de ganar la guerra.

    Fascinante las cosas que uno averigua en este blog.

    Rasto

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.