Consejos para guionistas y escritores, de Billy Wilder

Consejos para guionistas y escritores, por Billy Wilder

Cuando alguien que lleva toda la vida haciendo algo con un éxito más que notable se toma la molestia de hacer una breve recopilación de recomendaciones, hay que hacer dos cosas. La primera es agradecérselo. La segunda, tomar nota de lo que dice. Es el caso de estos consejos para guionistas y escritores, de Billy Wilder. Así, cuando ese alguien es Billy Wilder, uno tiene que tomar nota y poner ese papel a la vista, para poder leerlo cada cierto tiempo.

Wilder, que nació en 1906 y falleció en el año 2002, es uno de esos directores de cine que ha firmado clásicos que uno puede ver una y otra vez. De hecho, hace unos minutos estaba viendo El apartamento. Aunque mi favorita es Primera plana. Sin duda, era un director que conocía su oficio. Relacionado con él dejó una lista de consejos para guionistas, que también son aplicables a cualquier otro autor que quiera escribir una historia. Al fin y al cabo, hablamos de contar historias, aunque el formato sea diferente.

Hay 84 años de sabiduría en estos consejos para guionistas y escritores

Estos consejos los escribió a finales de los años 90, por lo que la experiencia acumulada era más que considerable. Sabía ya qué funcionaba, qué no funcionaba y cómo hacer las cosas.

El decálogo, la lista, es la siguiente:

  1. El público es caprichoso.
  2. Así que agárralo por el pescuezo y no lo sueltes.
  3. Desarrolla una línea de acción clara para tu protagonista.
  4. Ten claro adónde vas.
  5. Cuanto más sutil y elegante seas ocultando los giros de la trama, mejor serás como guionista.
  6. Si tienes un problema con el tercer acto es porque el problema real está en el primero.
  7. Un consejo de Lubitsch: deja que lo espectadores sumen dos y dos. Te querrán para siempre.
  8. Al poner voz en off, ten cuidado de no describir lo que el público ya está viendo. Asegúrate de que añade algo a la imagen.
  9. El acontecimiento que cierra el segundo acto desencadena el final de la película.
  10. El tercer acto debe construirse, construirse, construirse en tempo y acción hasta el desenlace. Entonces… ¡ya está! No te enrolles más.


Los actos de los que habla Wilder son los clásicos planteamiento o introducción(primero), nudo o confrontación (segundo) y resolución (tercero).

Estos mandamientos se encierran en dos

De igual forma que los 10 mandamientos se resumen en dos, este decálogo se puede resumir en dos. En mi opinión.

  • Haz que pasen cosas en la historia.
  • No tomes al espectador, o al lector, por tonto.

Si les interesa el tema, pueden complementar los consejos para guionistas y escritores de Billy Wilder con a las recomendaciones de Hemingway para jóvenes escritores.

Fuente: Listas memorables, de Shaun Usher

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.