Sigue Curistoria

Google+

Buscar



Los libros más vendidos en Amazon

domingo, 30 de octubre de 2011

El origen del "una hora menos en Canarias"

Ayer recibí en mi twitter (@vitike) un tweet de @garpa, mil gracias, en el que me enviaba un enlace como fuente para una curistoria. Aprovechando que esta noche pasada se cambió la hora (en España) vamos a hablar de horarios. Concretamente del horario de las Islas Canarias.

Para los lectores que no sean españoles, comenzaré aclarando que las Islas Canarias son españolas pero están en el noroeste de África, lejos de la Península Ibérica. Precisamente por su posición, están dentro de una franja horaria diferente a la española. Una hora menos. Es decir, cuando en la península son las 14:00, en Canarias son las 13:00. Los españoles somos muy conscientes de esto ya que en todas las emisoras de radio es común, cuando un locutor dice la hora, acabar diciendo “una hora menos en Canarias”.

El origen de esta coletilla se debe a José Antonio Pardellas Casas, un licenciado en Geografía e Historia nacido en 1938 y con una extensa carrera en las ondas de radio. Ha trabajado y colaborado con un buen número de emisoras y programas, entre ellos, con “Protagonistas”, el programa que desde hace décadas dirige Luis del Olmo.

Precisamente fue en este programa, allá por 1969, cuando nació la coletilla de “una hora menos en Canarias”. Pardellas comentó a Luis del Olmo que cuando se mencionaban las horas peninsulares en antena, desconcertaban en ocasiones a la gente de las Islas, ya que siempre el dato horario era “erróneo” para los insulares. Así, después del comentario de Pardellas comenzaron a colocar la coletilla detrás de la hora y nació aquello de “buenos días, son las 9:00 de la mañana, las 8:00 en las Islas Canarias”.

Fuente: José Antonio Pardellas

jueves, 27 de octubre de 2011

Dónde mejorar el blindaje según Abraham Wald

La curistoria de hoy me la reveló hace unos días Miguel Álvarez, mientras comíamos. Gracias, y es la enésima vez que se las doy por una curistoria. Me contó lo que ocurrió cuando durante la Segunda Guerra Mundial el ejército británico consultó a Abraham Wald, un experto en estadística, para mejorar el blindaje de los bombarderos.

Para llevar a cabo su análisis, antes de hacer la recomendación, Wald tuvo acceso a los aparatos que habían entrado en combate y habían vuelto dañados. Su recomendación final fue tan sorprendente como sencilla: “hay que mejorar el blindaje de los aviones justo en los lugares en los que estos NO han sido alcanzados”. ¿Por qué?

Wald asumió que la probabilidad de que una proyectil impacte en el avión es igual en todas las partes del mismo, todas las partes que pueden ser alcanzadas, se entiende. Por lo tanto, con esta premisa y una lógica aplastante, concluyó que si aquellos aparatos que él podía observar habían entrado en combate, habían sido alcanzados y habían vuelto a Inglaterra, los puntos en los que habían recibido el impacto no implicaban que el avión fuese abatido al ser alcanzado.

En cambio, si no había ningún avión que hubiera vuelto con daños en un determinado punto del fuselaje, eso indicaba que cuando un avión era alcanzado en dicho punto, no era capaz de volver a Inglaterra y por lo tanto aquel era un punto débil, un punto a proteger mejor.

Como decía, una lógica tan sorprendente como sencilla. Me encantó la curistoria desde el primer momento y me parece que puede ser aplicada incluso al mundo de la empresa, para sacar algunas importantes conclusiones.

Fuente: The blog of John D. Cook

miércoles, 26 de octubre de 2011

Los recolectores de cerezas del ejército británico

El 11º Regimiento de Húsares del ejército británico, era un regimiento de caballería fundado en 1715 bajo el nombre de Regimiento de Dragones del coronel Philip Honeywood, y con el mismo fue conocido hasta 1751, cuando fue denominado el 11º de Dragones. Pero no son estos nombres los que nos interesan. Lo que nos interesa de este regimiento es su apodo de los “recolectores de cerezas” (The Cherry Pickers) y el origen de dicho apodo.

Durante la Guerra de Independencia española, en la que los británicos lucharon del lado español contra los napoleónicos venidos de Francia, ocurrió lo que nos interesa. Estaban los hombres de este regimiento por la zona de San Martín de Trevejo (Cáceres) en 1811, cuando se pusieron a recoger cerezas de un campo. Desprevenidos por ello, fueron sorprendidos y capturados por el enemigo. A partir de entonces, se les comenzó a llamar en el ejército británico como los “Recolectores de cerezas”, los Cherry Pickers.

En 1840 cambiaron de uniforme y curiosamente el nuevo diseño incorporaba unos pantalones color cereza, caso único entre los regimientos británicos. Aunque pudiera parecer que fue por el tema de la recolección cacereña, no fue así. El cereza de los pantalones se debía a los colores de la casa del Príncipe Alberto, a la que pertenecía el regimiento desde aquel año, 1840.

Los presidentes de EEUU y el ejércirto

La siguiente lista corresponde a los presidentes de los EEUU desde el primero, George Washington, hasta el actual. Junto a su nombre he puesto su rango militar máximo alcanzado. En la lista podemos ver que 27 de los 44 presidentes han sido militares, lo que supone un 61%. Es decir, más de la mitad, con creces, de los presidentes de EEUU han sido militares, teniendo en cuenta que se trata de una democracia, me parece un dato sorprendente. Y la mayoría, con rangos importantes.

Otro detalle interesante es que entre 1961 y 1981 todos los presidentes habían pertenecido a la marina. Y si obviamos los ocho años de Clinton, este dominio de la marina se extiende hasta 2009, casi 40 años. Ahí va la lista:

  • George Washington: (1789 – 1797) – Teniente General (Ascendido de forma póstuma en 1976 por el Congreso).
  • John Adams: (1797 – 1801).
  • Thomas Jefferson: (1801 – 1809).
  • James Madison: (1809 – 1817) – Coronel.
  • James Monroe: (1817 – 1825) – Teniente coronel.
  • John Quincy Adams: 1825 – 1829
  • Andrew Jackson: (1829 - 1837) – General de división.
  • Martin Van Buren: (1837 – 1841).
  • William Henry Harrison: (1841 – 1841) – General de división.
  • John Tyler: (1841 – 1845) – Capitán.
  • James Polk: (1845 – 1849)
  • Zachary Taylor: (1849 – 1850) – General de división.
  • Millard Fillmore: (1850 – 1853).
  • Franklin Pierce: (1853 – 1857) – General de brigada.
  • James Buchanan: (1857 – 1861) – Soldado raso.
  • Abraham Lincoln: (1861 – 1865) ? Capitán.
  • Andrew Johnson: (1865 – 1869) – General de brigada.
  • Ulysses S. Grant: (1869 – 1877) – General del ejército.
  • Rutherford B. Hayes: (1877 – 1881) – General de división.
  • James A. Garfield: (1881 – 1881) – General de división.
  • Chester A. Arthur: (1881 – 1885) – General de intendencia.
  • Grover Cleveland: (1885 – 1889)
  • Benjamin Harrison: (1889 – 1893) – General de brigada.
  • Grover Cleveland: (1893 – 1897) 
  • William McKinley: (1897 – 1901) – Comandante.
  • Theodore Roosevelt: (1901 – 1909) – Coronel.
  • William H. Taft: 1909 – 1913
  • Woodrow Wilson: 1913 – 1921
  • Warren Harding:1921 – 1923
  • Calvin Coolidge:1923 – 1929
  • Herbert Hoover: 1929 – 1933
  • Franklin D. Roosevelt: 1933 – 1945
  • Harry Truman: (1945 – 1953) – Comandante.
  • Dwight Eisenhower: (1953 – 1961) – General del ejército.
  • John F. Kennedy: (1961 – 1963) – Teniente de marina.
  • Lindon B. Johnson: (1963 – 1969) – Capitán de corbeta.
  • Richard M. Nixon: (1969 – 1974) – Capitán de corbeta.
  • Gerald Ford: (1974 – 1977) – Capitán de corbeta.
  • James Carter: (1977 – 1981) – Teniente de marina.
  • Ronald Reagan: (1981 – 1989) - Capitán
  • George H.W. Bush: (1989 – 1993) – Teniente de marina.
  • William J. Clinton: (1993 – 2001)
  • George W. Bush: (2001- 2009) – Teniente de la Guardia Nacional.
  • Barack Obama: 2009 - Actualidad

lunes, 24 de octubre de 2011

El cortador, seguridad para el rey

En la época medieval era habitual comer cerdos, cabritos y otros animales asados. Se presentaban en la mesa enteros y había un hombre encargado de trocearlos. Este hombre era denominado cortador o trinchante y su tarea no era sencilla.

Ser cortador era un cargo relativamente importante dentro del entorno real y debía conocer perfectamente el protocolo y cómo tratar a los nobles y al rey. Solía acompañar al monarca allá donde fuera. ¿Porque le gustaba al rey su forma de trinchar? No exactamente.

Los cuchillos que utilizaba para trinchar la carne que comía el rey, en caso de ser envenenados, podían acabar fácilmente con la vida de este. Por lo tanto, el cortador era un cargo de confianza, un hombre leal a su rey. Todo lo que necesitaba para su trabajo viajaba siempre con él y con el rey: cuchillos, tenedores, trapos para limpiar…

La seguridad iba más allá aún. Los instrumentos del cortador siempre se guardaban y transportaban en un baúl cerrado con llave. Antes de comenzar a comer, el cortador usaba los cuchillos para extraer de un pan una rebanada y se la daba a probar al repostero real. Si los cuchillos habían sido envenenados, el repostero moriría. ¿Por qué el repostero real? Pues porque sobre él recaía la responsabilidad de custodiar el baúl del cortador.

Por cierto, según parece esto de usar “un probador” para ver si los alimentos han sido envenenados ha sido una costumbre en varias épocas y situaciones. Pero yo lo veo algo inútil en muchos casos, salvo en el caso de que el veneno sea de efecto inmediato. Si este mata pasadas dos horas, después de la comida morirán el rey y el probador. Eso sí, sabiendo que su vida estaba en juego, seguro que el probador vigilaba para que no envenenaran al rey.

domingo, 23 de octubre de 2011

Inspiración o transpiración



Hay una frase bastante conocida y usada que se atribuye a Pablo Picasso y que reza: “la inspiración existe, pero ha de encontrarte trabajando”. Con esto se pretende poner de manifiesto que la inspiración, especialmente en temas artísticos, no es más que trabajo y trabajo. Este dicho es remachado por otro: “el genio es diez por ciento inspiración y noventa por ciento transpiración”.

Por lo tanto, parece que la inspiración es algo muy elegante y artístico, pero que en el proceso de creación rara vez las musas se presentan sin más. Hubo un poeta francés nacido en 1790, Alphonse Marie Louis Prat de Lamartine, dejémoslo en Lamartine, que comentó en varias ocasiones, según parece, que uno de sus mejores poemas resultó de una súbita iluminación durante un paseo por el bosque. La inspiración llegó y él escribió el poema entero bajo su luz, como fuera de sí.

Un bonito hecho, especialmente para un poeta romántico, como fue nuestro amigo Lamartine. Pero resulta que después de su muerte, en febrero de 1869, se encontraron en su estudio un buen número de versiones y pruebas del poema que decía haber escrito “del tirón”. Además, estas versiones habían sido escritas a lo largo de varios años del trabajo.

sábado, 22 de octubre de 2011

Curistorias en Queremos Hablar, de Punto Radio

Como ya he comentado, los viernes (habitualmente), hago una sección en el programa Queremos Hablar, conducido por Javier Silvestre, en la emisora Punto Radio. Os dejo aquí las últimas intervenciones.
También los viernes, pero de madrugada,  participo con una pequeña sección en el programa de Carles Lamelo en Onda Cero: Nits de Radio. En breve colgaré las intervenciones en el canal ivoox de Curistoria.

Y por último, recordarles que Curistorian participa en los premios Bitácoras 2011 en la categoría de “blog cultural” y “blog de educación”. Quedan pocos días para votar. Si les gusta Curistoria, les agradecería enormemente que votaran por él. Gracias de antemano por ello y, por supuesto, por leer el blog.
Votar en los Premios Bitacoras.com

jueves, 20 de octubre de 2011

Rebeca, la prenda de vestir


Rebeca, como sabrán, es un nombre mujer, de origen hebrero (probablemente) y que corresponde a la primera esposa de Isaac, hijo de Abraham, madre de Jacob y Esaú. Con este nombre de mujer título el genial Alfred Hitchcock una película en 1940. Fue su primer rodaje en EEUU y está basada en una novela, homónima, de Daphne du Maurier. Esta película es un clásico actualmente y en su momento se llevó dos Oscar: mejor película y mejor fotografía.

La película Rebeca tuvo un enorme éxito en España. Tal es así, que se acabó denominando con ese término “rebeca” a una prenda de vestir. La protagonista de la película, salía vestida en la misma con una chaqueta de lana con botones, abierta por delante. Pueden ver la prenda en el fotograma de arriba. A partir de ese momento esas chaquetas comenzaron a denominarse rebecas y el término acabó calando del todo en nuestro lenguaje.

Lo más curioso de todo es que la protagonista, que llevaba la chaqueta, no se llamaba Rebeca, sino que esta era la anterior mujer, fallecida, del actual marido de la protagonista.

Otras entradas:
Balaclava y el cárdigan
Balaclava es más que una batalla
Pantalón, personaje de teatro


Foto de IMDB

miércoles, 19 de octubre de 2011

Los nueve hijos de Alfonso II El Casto



El rey Alfonso II de Aragón (1157―1196), lo fue de Aragón, también conde Barcelona y de Provenza. Su apodo es “El Casto”. Veamos el verdadero alcance de esta castidad.

Se casó en Zaragoza en 1174 con Sancha de Castilla y de este matrimonio, El Casto, tuvo la siguiente descendencia (según la Wikipedia, en otras fuentes he visto alguno menos):

  • Pedro II, rey aragonés.
  • Costanza.
  • Alfonso.
  • Leonor.
  • Sancha.
  • Sancho.
  • Ramón Berenguer.
  • Fernando.
  • Dulce.

Si suman, son 9 los hijos que tuvo El Casto. Entonces, ¿de dónde viene el apelativo? Pues más que de su castidad, tal y como la entendemos hoy, de su fidelidad. El sobrenombre le fue dado al no tener hijos bastardos, fuera del matrimonio. Viendo la lista de hijos, uno duda casi de que tuviera ánimo para “pelear” también fuera de casa. En cualquier caso, eran otros tiempos.

martes, 18 de octubre de 2011

Avon llama a su puerta, vendiendo libros



David Hall McConnell fue el creador de una empresa denominada California Perfume Company, que más tarde acabaría siendo Avon Products. Ya saben, la famosa empresa de venta de perfumes “puerta a puerta”, con su eslogan mítico: “Avon llama a su puerta”.

McConnell era en realidad un vendedor de enciclopedias. De cuando había hombres que iban de pueblo en pueblo y de casa en casa con la ardua y bonita misión de que no hubiera un hogar sin enciclopedia. Que no quedara un niño en la escuela sin acceso a la mejor base de consulta en casa. ¡Y actualizada hasta anteayer!, como quien dice.

Por el día vendía libros y por la noche (es un decir) fabricaba en su casa sus propios perfumes, que regalaba para romper el hielo a las amables amas de casa que abrían sus puertas y así allanar el camino de los libros hacia las estanterías del salón de aquellos hogares.

Llegó un momento en que McConnell se dio cuenta de que el perfume que regalaba tenía más éxito que los libros y abandonó estos para dedicarse por completo al mundo de la perfumería. Por supuesto, parte de su éxito radicó en la adaptación del modelo de venta de libros, puerta a puerta, al mundo de las fragancias. Y también fue hábil al reconocer que las mujeres tenían mucho más éxito como vendedoras con aquel producto y aquel método de venta. Y de ahí, al éxito en la década de los 20 del siglo pasado.

lunes, 17 de octubre de 2011

Joseph Paris, el peluquero de Sinatra

Hoy he escuchado en la radio que Frank Sinatra siempre viajaba con su peluquero, y me ha llamado tanto la atención que he investigado un poco sobre el tema. El peluquero que acompañaba al gran Sinatra era un tipo llamado Joseph Paris, al que pueden ver en la foto junto al genial cantante.

Después de ganar algunos concursos de peluquería, Paris comenzó a trabajar en el mundo del espectáculo. Fue el encargado de peluquería de algunos programas de televisión y obras de teatro, acabando en el mundo del cine. Trabajó en varias películas y en 1980 se encargó del pelo de Sinatra en una de sus últimas películas: “El primer pecado mortal”.

Aquel trabajo debió gustarle a “La Voz”, porque a partir de entonces contó con Paris como su peluquero de cabecera durante 18 años, hasta su muerte. Según cuenta la biografía de Paris, viajó con Sinatra alrededor del mundo para peinarle y cuidarle el pelo allá donde iba. Pero no sólo la cabeza de Sinatra pasó por las manos de Paris.

El rey Hassan II de Marruecos contactó con la oficina de Sinatra para interesarse por el responsable de la cabellera del cantante. Paris viajó a Marruecos y trabajó para el rey, que también quedó enganchado al trabajo de nuestro peluquero. Y a partir de entonces, cada dos semanas, Paris volaba hasta Marruecos para cuidar y arreglar el pelo de Hassan II, cobrando miles de dólares por cada día de trabajo.

Y no acaban aquí sus éxitos. Burt Reynolds también fue cliente suyo. Paris cuidó el pelo del actor y este quedó tan satisfecho que usó en nombre Joseph Paris en una película (en un alegato de un abogado) en honor al peluquero.

Fuente: www.josephparis.com

domingo, 16 de octubre de 2011

Años bisiestos, calendario juliano y Sosígenes

Sosígenes de Alejandría fue un astrónomo y filósofo nacido en el siglo I antes de Cristo. Entre sus trabajos y estudios, hoy desaparecidos, había textos sobre el movimiento de los astros y esto le llevó a trabajar en la reforma del calendario romano.

De acuerdo a los cálculos hechos por Sosígenes, la vuelta de la Tierra alrededor del Sol tardaba 365 días y 6 horas. Este cálculo es asombrosamente exacto para haber sido hecho hace 2000 años y con unas herramientas e instrumentos rudimentarios. El error, según parece, están en torno a los 11 minutos, lo que es un granito de arena si hablamos de un año. Con estos datos se acuñó el nuevo calendario, de ciclo solar, con tal medida por año: 365 días completos y un cuarto de día, es decir, las seis horas que estableció Sosígenes en su estudio.

Como se contabiliza en días y cada año tiene seis horas extra, se estableció el año en 365 días y se incluyó un día más cada cuatro años (6 horas por año, por 4 años, 24 horas, es decir, un día) para ajustar el cálculo. Y así nacieron los años bisiestos.

El día extra se metió después del 24 de febrero, último día del calendario romano. Por ser el 24 el “ante diem sextum kalendas martias” y el día extra duplicar dicho 24 de febrero, se le llamó “bis sextum”, y de ahí proviene el bisiesto que denota que un año tiene un día más, 366.

Y este es el origen del calendario juliano, llamado así por Julio César, quien lo implantó en el año 46 a.C. Aunque debería ser el calendario sosigénico, si me permiten el palabro, ya que su creador fue Sosígenes de Alejandría. Pero ya saben ustedes, unos cardan la lana y los poderosos llevan la fama.

jueves, 13 de octubre de 2011

Descalzos en la noche, el cardo y Escocia

El título de esta entrada casi parece el de una de esas novelas románticas en las que abundan los highlanders. Pero no, voy a explicar cómo hay una relación entre todas y cada una de las palabras del título.

El cardo es el emblema nacional de Escocia desde hace siglos, su flor, y está presente en mil sitios y objetos típicamente escoceses. La relación entre ambos se debe a una leyenda según la cual los daneses se disponían a invadir Escocia, de noche y descalzos. Me atrevo a aventurar que si ya no cuento más, con un poco de sentido común cualquiera de ustedes será capaz de acabar la historia. Pero en cualquier caso, la desvelo yo.

Dice esta leyenda que uno de los daneses pisó un cardo mientras avanzaban descalzos en la noche, con aviesas intenciones. Soltó un grito por el dolor del pinchazo en su pie y esto alertó a los escoceses que se defendieron y evitaron la invasión.

Jacobo III, rey de Escocia a finales del siglo XV, reconoció al cardo como insignia de los Estuardos (Stuards) y con su sucesor, Jacobo IV, la marca del cardo se consolido como emblema escocés.

miércoles, 12 de octubre de 2011

Mejor honra sin barcos que barcos sin honra

En el año 1866 España podía hablar de su fuerza naval en el Pacífico. Y según muchos historiadores, fue entonces cuando se pronunció la famosa frase que da título a esta entrada. En concreto, el 2 de mayo de 1866 el brigadier don Casto Méndez Núñez le respondió con esas palabras al comodoro Rogers, jefe de la escuadra de EEUU, cuando este le sugirió al español que los barcos norteamericanos podrían acabar con los españoles.

Pero no es este origen del dicho el que se toma por bueno habitualmente sino una carta de nuestro Méndez Núñez. Un poco antes de aquel mayo, en enero de 1866, Bermúdez de Castro, ministro de Estado español, le había escrito a Méndez Núñez una carta diciendo “más vale sucumbir en mares enemigos que volver a España sin honra ni vergüenza”.

En marzo, Méndez Núñez le contestaba: “Si desgraciadamente no consiguiese una paz honrosa para España, cumpliré con las órdenes de V.E., destruyendo la ciudad de Valparaíso, aunque sea necesario para ello combatir antes con las escuadras inglesa y americana, aquí reunidas, y la de Su Majestad, su Gobierno y el País desean; esto es: Primero honra sin Marina que Marina sin honra”.

Como vemos, la frase exacta era otra, pero el mensaje final era el mismo. Actualmente se utiliza mucho esta frase y parece claro su origen y significado, con lo que exponía Méndez Núñez en su carta.

Fuente: El porqué de los dichos de José María Iribarren

Évariste Galois, un joven genio matemático

Évariste Galois fue un matemático francés nacido en 1811 y fallecido en 1832. Murió teniendo 20 años, pero que nosotros, dos siglos después, hablemos de él, ya es todo un logro. Un hombre que murió tan joven y que tiene su página en los libros de historia matemática merece ser recordado.

Siendo un muchacho, fue capaz de plantear soluciones a problemas importantes y trazar teorías sorprendentes. Entre otras muchas cuestiones, fue el primer de usar el término “grupo” dentro del mundo matemático para representar un grupo de permutaciones. Todo esto sería sorprendente ya por sí solo, por haberlo conseguido siendo tan joven, pero no queda ahí la cosa.

Su camino académico no fue sencillo y le costó mucho entrar en la Escuela Politécnica de París. Tampoco tuvo mucha ayuda de sus colegas, y sus artículos y estudios fueron ignorados y menospreciados. Su padre se suicidó y a pesar de todo ello, es uno de los matemáticos más importantes en el campo de la teoría de grupos.

Cuando tenía 20 años murió en un duelo. Sin duda un final trágico y temprano para un hombre que en tan sólo unos pocos años consiguió despuntar notablemente en su campo.

lunes, 10 de octubre de 2011

El combate de Sullivan y Kilrain

John Lawrence Sullivan fue un boxeador nacido en 1858 y que fue campeón de los pesados entre 1881 y 1892. Fue el último campeón de esa categoría cuando en el boxeo se peleaba sin guantes. Héroe de su tiempo y estrella del deporte, fue el primer atleta norteamericano en ganar más de un millón de dólares.

En el otro lado del cuadrilátero, Jake Kilrain, neoyorkino nacido en 1859. También boxeador de la época en la que se luchaba con las manos sin cubrir. Kilrain comenzó su carrera profesional en 1883 y era considerado un tipo realmente duro entre las cuerdas. Se hizo famoso gracias a un combate con John L. Sullivan celebrado en 1889 y del que tenemos una imagen en la cabecera de la entrada.

Aquel combate fue el último que se llevó a cabo sin guantes en la categoría de peso pesado, de acuerdo a las reglas del London Prize Ring. Fue todo un hito y es considerado el primer evento deportivo en recibir cobertura nacional en EEUU. Antes del combate hubo problemas con algunos permisos, pero en cualquier caso se llevó a cabo.

El 9 de julio de aquel 1889, unas 3000 personas presenciaron el combate en Richburg, Mijssissippi. El combate comenzó a las 10:30 de la mañana y en el round 44 Sullivan vomitó, lo que parecía decantar la pelea a favor de Kilrain. Pero no fue así, en el round 76 (¡76!), el manager de Kilrain tiró la toalla a la lona, dando el combate por perdido. El manager de Kilrain aseguró que su hombre hubiera muerto sobre el ring de no haber arrojado la toalla.

Este combate es histórico por muchas cosas, entre otras, por ser el último sin guantes, como ya he comentado.

Otras entradas:
El combate de boxeo más largo de la historia

domingo, 9 de octubre de 2011

Los Hermanos de la Costa

La Cofradía de los Hermanos de la Costa, este es su nombre completo, fue una organización que crearon bucaneros y filibusteros a comienzos del siglo XVII en el Mar Caribe, como no podría ser de otro modo. Con la idea que tenemos normalmente de los piratas y semejantes, personalmente me sorprende que fueran capaces de llegar a asociarse y a ayudarse unos a otros. Pero ya saben ustedes que no hay nada en el mundo que una más a dos personas que un enemigo común. Y aquel fue el motivo fundacional de los Hermanos de la Costa, un enemigo común: el Imperio Español.

Esta organización se formó exactamente en 1620, cuando los bucaneros fueron expulsados de La Española. Aunque el código tenía como objetivo regular la vida de los hombres mientras estaban en tierra, en la isla de la Tortuga (o Isla Tortuga), también se aplicaba en el mar.

La verdad es que las normas de los Hermanos de la Costa son sorprendentes y además son el hecho más significativo de la organización. No estaban escritas, pero eran conocidas por todos y se transmitían, como es lógico, por tradición oral. Se respeta la libertad individual, se podía abandonar la hermandad en cualquier momento sin represalias, había indemnizaciones para heridos y lisiados… sorprendente. No había prejuicios de nacionalidad o religión, pero no se admitían mujeres blancas libres ni en la isla ni a bordo de los barcos, para evitar problemas, no por discriminación femenina. Y, por último, todos los hermanos eran iguales entre sí.

Todas estas normas, como es lógico, implicaban cierta jerarquía para hacerlas cumplir. Para ello había una asamblea o consejo formada por hombres veteranos que velaba por el código de la hermandad. Junto a ellos, un gobernador se ocupaba de los temas más tácticos

Otras entradas sobre piratas:
La diferencia entre piratas, filibusteros, bucaneros y corsarios.
Las  banderas piratas más famosas.

jueves, 6 de octubre de 2011

El origen del portal de Belén

Quizás debiera esperar un par de meses para contarles la curistoria que sigue, pero viendo que en Carrefour ya tienen las cestas de Navidad, no lo dejaré pasar. Por cierto, ¿turrones en la playa? En un par de años, ya verán.

Aunque ya se hacían representaciones del nacimiento de Cristo hace siglos, se atribuye comúnmente la creación de la costumbre navideña del belén a San Francisco de Asís. En 1223, en una cueva de Greccio, Italia, el santo hizo una representación del nacimiento de Cristo para la celebración de una misa en Nochebuena. No se parecía mucho a las que solemos ver ahora, y no sólo por la falta del río hecho con papel de plata, sino porque tampoco había las figuras habituales. Sí incluyó, en cambio, la representación un buey y una mula.

Estos dos animales tienen el honor de estar presentes en el nacimiento gracias a este versículo (Is. 1,3) de Isaías: “Conoce el buey a su dueño, y el asno el pesebre de su amo. Israel no conoce, mi pueblo no discierne”. En cualquier caso, parece que ya en el siglo IV, según los restos encontrados en unas catacumbas romanas, se representaba el nacimiento con estos dos animales.

martes, 4 de octubre de 2011

La mano de Dios


Mundial de Fútbol de 1986. 22 de junio. En el estadio Azteca de ciudad de México se enfrentaban Argentina e Inglaterra. Llegaron al descanso con ambas porterías imbatidas. En la reanudación, cuando habían pasado seis minutos de la segunda parte, Diego Armando Maradona avanzó con el balón hacia el área contraria y tocó con su pierna izquierda para colocárselo en suerte a Jorge Valdano, pero el pase fue interceptado y despejado. No fue un buen rechace y el balón salió en dirección a la portería.

Maradona, que venía corriendo del centro del campo, siguió en su avance y después del pase estaba en fuera de juego, pero al tocar el balón un contrario, su posición volvía a ser correcta. Quedaban tres en el área: Maradona, el guardameta inglés y el balón, que volaba por el aire. Saltaron los dos jugadores, en principio con una gran ventaja para Peter Shilton, el portero, ya que era 10 centímetros más alto que el argentino. Pero este, llevando su brazo izquierdo pegado a su cabeza, golpeó el balón con la mano y lo colocó dentro de la portería.

El árbitro dio por bueno el gol y frente a las quejas británicas, pidió confirmación a su linier y finalmente el gol subió al marcador.

No hay que olvidar que unos años antes, en 1982, Argentina y el Reino Unido se habían enfrentado en la guerra de las Malvinas. Por esta razón el gol cobraba un especial sentido. El propio Diego Maradona declaró luego del partido que el tanto lo había marcado "un poco con la cabeza y un poco con la mano de Dios", y a partir de ahí nació la referencia a la mano de Dios.

lunes, 3 de octubre de 2011

La cornada y la reaparición de Bienvenida en la Monumental

Hace unos días se celebró en la plaza de toros Monumental de Barcelona la última corrida de toros que verá ese coso, al menos, la última para un futuro próximo. A más largo plazo, ya se verá. Y sirva esto de excusa para que les cuente algo que ocurrió en aquella plaza hace casi 70 años, concretamente, en julio de 1942.

Comenzaba entonces el pequeño de los Bienvenida, Antonio, su carrera y era uno de los toreros que en Barcelona lidiarían 10 toros el 26 de julio de aquel año. Chicuelo, Nicanor Villalta, Manolete y Pepe Luis Vázquez completaban el cartel. Al iniciar su faena, con una plaza rebosante, el toro le hirió en el vientre cuando daba un pase de muleta con la mano izquierda. La cornada era grave y durante varios días se llegó a temer por la vida de Bienvenida.

Dos meses más tarde reapareció, y en uno de esos guiños de la vida o quizás por el propio empeño del torero, la reaparición fue en la misma plaza de Barcelona donde había sido herido. Le acompañaban en la lidia aquella tarde su hermano Pepe y Nicanor Villata. En el sitio del albero en el que había sido corneado dos meses antes al iniciar la faena de muleta, se trazó una cruz con cal. Y allí que se fue Bienvenida, con su cicatriz en el vientre al comenzar el toreo de muleta. Se plantó sobre la cruz de cal y en su vuelta a los ruedos volvió a iniciar la faena de muleta en el mismo punto, y con el mismo pase cambiado con la izquierda que estaba dando cuando fue corneado. El triunfo fue apoteósico aquella tarde.

domingo, 2 de octubre de 2011

De cuando la ONU aisló a España

En 1946, finalizada la Segunda Guerra Mundial, España era el único estado fascista que quedaba en Europa. Aunque el propio gobierno español, en su réplica a la ONU cuando esta le acusó, negaba el calificativo de fascista, no se detuvo la condena internacional a España. Los españoles, de acuerdo o no con el régimen franquista, se unieron frente a la condena venida de fuera.

A propuesta de la delegación belga, la ONU aprobó por 27 votos a favor y 6 en contra, el aislamiento de España. Los 6 países que votaron en contra fueron: Argentina, Costa Rica, República Dominicana, Ecuador, El Salvador y Perú. Aquella decisión de la organización internacional provocó que en España, al finalizar 1946 quedaran únicamente los siguientes representantes de otros países: monseñor Cicognani, Nuncio de Su Santidad y Pedro Teotonio Pereira, embajador de Portugal. También Irlanda y Suiza tenían un pequeña representación en el país, pero no embajador.

Así, el aislamiento se hizo patente y efectivo, aunque como ya comentaba, esto no hizo sino provocar un mayor apoyo de los españoles a su gobierno, en contra del exterior.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...