Sigue Curistoria

Google+

Buscar



Los libros más vendidos en Amazon

jueves, 31 de marzo de 2011

Por si las moscas, todos equivocados

Hoy una entradita rápida pero certera. Y digo certera porque así fue la respuesta de don Jacinto Benavente en una ocasión en la que le tiraron una puyita y respondió con otra, más aguda y genial.

Jacinto Benavente, madrileño de la quinta de 1866, ganó el premio Nobel de Literatura en 1922. Solía frecuentar la tertulia literaria del café El Gato Negro, en Madrid, y allí una tarde habló en términos de elogio de Valle Inclán. Un tertuliano, supongo que cargado de un poco de mala uva, le dijo: “Pues don Ramón no opina lo mismo de usted”.

Después de unos segundos de reflexión, Benavente respondió: “Posiblemente estemos equivocados los dos”.

Supongo que los segundos de reflexión fueron destinados a calibrar si merecía la pena atacar al tercero en discordia, Ramón del Valle Inclán, por poner a aquel contertulio en su sitio. En cualquier caso, por si el susodicho tenía razón y en realidad Valle Inclán no estimaba a Benavente, quizás cualquier reticencia fuera absurda.

miércoles, 30 de marzo de 2011

El bazooka era un instrumento musical

bazuca el instrumento musicalBob Burns, un americano nacido en agosto de 1890, fue un comediante famoso durante los años 30 y 40 del siglo XX, pero además, fue también un militar. Músico desde que era un jovencito, le gustaban especialmente el trombón y la corneta, y a los 13 años ya tenía su propia banda.

Un día cogió una tubería de gas y sopló por ella produciendo un extraño sonido. Siguió trabajando en el instrumento y acabó poniendo al final de la tubería un embudo. Con esto era capaz de producir un sonido parecido al de un saxo, con un rango de seis notas. Sus representaciones con el instrumento eran toda una atracción por la mezcla de comicidad y de virtuosismo de jazz.

Durante la Primera Guerra Mundial formó parte del Cuerpo de Marines y viajó hasta Francia para combatir. Siendo sargento, formó la banda de jazz del cuerpo de marines y comenzó a usar su invento personal: la tubería con el embudo al final. Después de la guerra, se paseó por las radios de EEUU tocando música.

Y cuando llegó la Segunda Guerra Mundial, el ejército de los EEUU comenzó a probar una nueva arma antitanque que se apoyaba en hombro del soldado para disparar. Era el M1A1. Los soldados que estaban probando el arma conocían el instrumento musical de Burns y concluyeron que las similitudes en las formas de ambos eran sorprendentes. Y así, comenzaron a llamar a aquel M1A1 como Burns llamaba a su invento musical: Bazooka. Y así, lo que todos hoy conocemos como bazuca o bazooka (en su versión inglesa), debe su nombre en realidad un instrumento musical que no era más que una tubería de gas con un embudo al final.

Fuente: The greatest war stories never told, de Rick Beyer
Imagen tomada de www.CaptainKazoo.com

martes, 29 de marzo de 2011

Es la primera vez que muero

Voy a advertirles, como tantas otras veces, que yo mismo que estoy escribiendo esto dudo de la veracidad de la historia, pero en cualquier caso, aquí la dejo para que incluso como leyenda sea leída y recordada.

El 19 de junio de 1867, en el cerro de las Campanas de la ciudad de Querétaro, en México, el emperador Maximiliano I de México, junto con el general Miguel Miramón y el general Tomás Mejía fueron ejecutados. Después de un consejo de guerra que les condenó a la pena capital, allí se vieron los tres hombres frente a la muerte. Hasta aquí, la realidad. De aquí en adelante, lo que ustedes quieran.

Según parece, un miembro del consejo de guerra ofreció a Mejía la posibilidad de escapar, pero este se negó a tal salida de la terrible situación y prefirió seguir al lado del emperador incluso cuando ello suponía la muerte.

Y cuando el toque de corneta anunció el instante postrero, el emperador le preguntó al general Mejía:
―¿Es esta la señal de ejecución?
A lo que respondió el otro:
―No lo sé, majestad. Es la primera vez que me ejecutan.
Y digo yo que dudo de la realidad de esta historia porque si murieron los dos allí mismo, ¿quién ha sido el transmisor de la conversación? ¿Quién oyó la pregunta y la imaginativa respuesta? Lo dicho, aún como leyenda es bonita esta historia.

Fuente: Las anécdotas de la política de Luis Carandell

lunes, 28 de marzo de 2011

La galería del archiduque, un metacuadro

Hoy voy a hablarles de una obra de arte que siempre me ha llamado la atención. En concreto, la obra se titula “El Archiduque Leopoldo Guillermo en su galería de pinturas en Bruselas” y su autor es David Teniers, belga nacido en 1610 y conservador de la galería del archiduque del título. Como este describe sin ahorro de palabras, la obra representa al archiduque Leopoldo Guillermo de Habsburgo, que era el gobernador de Flandes, acompañado de otros personajes, uno de ellos es el propio pintor, mientras visita su gabinete de pinturas. El archiduque era un gran amante del arte y el objetivo de esta obra era mostrar la riqueza y la calidad de las obras de su colección y además era un regalo para el rey Felipe IV de España.

Todos los cuadros representados en el lienzo son reales. Además, los nombres de los autores se intentan mostrar para que quede constancia de los mismos. Hay cuadros de autores flamencos e italianos: Rubens, Antonello da Messina, Giorgione, Tintoretto o Tiziano están reproducidos en la metaobra de arte.

Además de las pinturas, toda una muestra de maestría, el cuadro también contiene alguna escultura. El archiduque está cubierto con un sombrero, demostrando así que es un grande de España, ya que solo en ellos tenían dicho privilegio.

domingo, 27 de marzo de 2011

G.I. Joe, un héroe de guerra alado

No es la primera vez que narramos actos heroicos de animales, si se puede utilizar esta expresión en dichos casos. Esta vez, y tampoco es la primera, vamos a hablar de una paloma: G.I. Joe. Un buen nombre para una paloma “guerrera”, que formaba parte del servicio de palomas mensajeras del ejército de EEUU.

Durante la Segunda Guerra Mundial, nuestra paloma salvó a un buen número de personas. En concreto, a los habitantes de la villa italiana de Calvi Vecchia. Este lugar iba a ser bombardeado, según los planes aliados, el 18 de octubre de 1943, pero fue tomado poco antes por las tropas británicas. G.I. Joe llevó el mensaje con el “cambio de manos” del pueblo justo a tiempo para detener el bombardeo y por lo tanto salvar un buen número de vidas.

El equipo de comunicaciones de las tropas británicas que acaban de tomar el pueblo había dejado de funcionar y G.I. Joe fue enviada con el mensaje al centro de mando. Volando 20 millas en tan sólo 20 minutos, la operación de bombardeo fue abortada en el último momento.

Como no podía ser de otro modo, la paloma fue galardonada por esta acción con la medalla Dickin. Esta medalla es un honor de guerra reservado a animales.

viernes, 25 de marzo de 2011

El arzobispo Fonseca

Alonso de FonsecaMuchos de ustedes conocerán la canción de la tuna que contiene las siguientes estrofas:
Triste y sola, sola se queda Fonseca,
Triste y llorosa, queda la Universidad,
y los libros, y los libros empeñados
en el Monte, en el Monte de Piedad.
Yo, como antiguo estudiante de la Universidad de Salamanca, conozco la canción y hasta es posible, y probable, que alguna noche, etílica, la haya cantado. En cualquier caso, lo que quería contarles es quién era el tal Fonseca.

La canción habla de lo triste que quedaba la universidad cuando uno acababa la carrera y se iba de allí. Claro, después de pasar por el Monte de Piedad a empeñar los libros para sacar algo de dinero. El Fonseca de la canción era el Arzobispo Alfonso (o Alonso) de Fonseca y Ulloa, que nació en Santiago de Compostela en 1476. Este hombre fue una figura muy importante en la historia de la Universidad de Santiago de Compostela y de ahí viene su unión con la universidad.

En Salamanca, hay un Colegio Mayor, reconvertido hoy en un edificio de usos varios de la universidad, que se llama así, Fonseca. También debe el nombre a este arzobispo, que estudió leyes y teología en Salamanca. El nombre real es Colegio Mayo de Santiago, el Zebedeo, pero es más conocido como Fonseca, a secas, y fue fundado por el arzobispo Fonseca en 1519.

Y dicho todo esto, si alguno de ustedes no conoce Salamanca, está casi en pecado mortal, así que póngale solución cuanto antes.

miércoles, 23 de marzo de 2011

Las máscara de pico y el doctor peste

Las máscara de pico y el doctor pesteEn la entrada de ayer sobre la guerra biológica en la Edad Media puse como imagen ilustrativa de la misma una foto, tomada de la Wikipedia, de la máscara de pico usada como protección contra la peste. En los comentarios, Bicho Pro preguntó por ella, por lo que vamos a satisfacer su curiosidad, y la propia.

En general la máscara de pico se acompaña de una vestimenta completa, que básicamente es un abrigo hasta el tobillo. Este ropaje se utilizaba como método de protección frente a infecciones. Los tejidos utilizados eran cuero encerado. La máscara tiene orificios para permitir la vista, protegidos por un cristal, y forma de pico. A través de este pico se permitía respirar y como protección frente a las infecciones se llenaba dicho pico de sustancias y plantas. Además, estas plantas evitaban el mal olor.

El físico genovés Jean-Jacques Manget ya explicaba esta vestimenta cuando hablaba de una gran plaga que hubo en Marsella en 1721. Actualmente la máscara y el resto de las ropas se han convertido en uno de los disfraces típicos del carnaval veneciano. La máscara es muy famosa y se conoce como la máscara del médico de la peste y se asocia, en este caso, con el doctor Charles de Lorme, del siglo XVI.

martes, 22 de marzo de 2011

Guerra biológica en la antigüedad y en la Edad Media

Lo que voy a comentarles hoy ya ha pasado por aquí en alguna ocasión, pero en cualquier caso hagamos un repaso rápido a algunas acciones de guerra biológica en los siglos pasados. He de decir que el último punto de la curistoria de hoy me parece tan sublime como repulsivo.

Comencemos por el siglo XIV, entonces, De Mussis, un tártaro musulmán, produjo una epidemia de peste bubónica en Caffa después de catapultar cadáveres infectados por encima de las murallas de la ciudad. Esto mismo ocurrió en 1785 con la tropas tunecinas en el sitio de La Calle, pero en este caso en lugar de cadáveres su utilizó ropa contaminada. Y, ya en el siglo XX, en 1940 concretamente, en China y Manchuria se sufrió una epidemia de peste epidémica después de que aviones japoneses dejaran caer pulgas infectadas sobre el terreno.

Cadáveres y ropas contaminados de peste, pura guerra biológica. Pero incluso sin contaminación se pueden llevar a cabo estas acciones ofensivas. En 1422, durante el asedio de Karlsejn, se catapultaron sobre la ciudad soldados muertos y unos 2.000 carros cargados de estiércol. Quizás esto no sea tan efectivo como los casos anteriores, pero llenar una ciudad asediada de mierda, literalmente, contribuye a su caída.

Y la última técnica, en este caso española. Según parece, en 1485, en las cercanías de Nápoles, los soldados españoles llevaban a cabo sus pequeñas acciones de sabotaje y guerra biológica a través del vino. Lo que hacían era echar un poco de sangre extraída a leprosos dentro de los vasos de vino que posteriormente daban a beber a los franceses.

lunes, 21 de marzo de 2011

Origen del 9mm Parabellum

LugerLo que viene a continuación es la entrada número 1.000 de Curistoria. Un número nada desdeñable, si me permiten decirlo, y al que he llegado gracias a ustedes. Y qué mejor forma de celebrarlo que siguiendo con las curistorias.

Georg Johann Luger fue un austríaco nacido en 1849 que se ganó la vida como diseñador de armas. Su diseño más famoso es la pistola Luger, que pueden ver en la foto y que se suele asociar con la Alemania nazi.

Luger había trabajado como representante para la venta de armas y con la experiencia a acumulada, especialmente cuando sus propuestas eran rechazadas, fue capaz de crear la Luger a partir de un diseño anterior. Los primeros calibres de esta pistola fueron 7,65x22 Parabellum, que más tarde se sustituyeron por los archiconocidos 9x19 Parabellum. O dicho de otro modo:9mm Parabellum.

Este apellido, Parabellum, tiene su origen en la máxima latina “Si vis pacem, para bellum”. Es decir, si quieres la paz, prepárate para la guerra. Esta frase, atribuida a Vegecio, es un lema perfecto para una empresa de armas, sin duda.

domingo, 20 de marzo de 2011

Gardel y Piazzolla, el tango y la suerte

Astor PiazzollaLo que voy a narrarles hoy lo escuché hace unos día en una emisora de radio. La curistoria gira en torno al mundo del tango, del que soy, lo reconozco, un total desconocedor. Pero a pesar de ello conozco dos nombres, puntales según parece de este mundo musical: Carlos Gardel y Astor Piazzolla.

El primero, Gardel, argentino de adopción, fue cantante, compositor y actor de cine y está considerado como el tanguero más importante de la primera mitad del siglo XX. Esta figura de la música, conocida mundialmente, murió en 1935 en un accidente de aviación.

El segundo es Astor Piazzolla, del que habrán escuchado composiciones con toda seguridad, aunque el nombre no les diga nada. Nacido en 1921, este genial bandoneonista y compositor es, según los expertos, uno de los músicos más importantes del mundo tanguero de la segunda mitad del siglo XX. Es decir, tenemos dos de las figuras más importantes de este tipo de música, cada una reinando en su mitad del siglo pasado.

Ambos se conocieron en 1934, cuando Gardel estaba en Manhattan. A este le cayó simpático el joven Piazzolla y como además conocía el inglés mejor que él, le pidió que le acompañara en algunas compras y le hiciera de guía-traductor. Después de un tiempo, Gardel le invitó al rodaje de una película y, posteriormente, a unirse como músico a su gira . Tenía entonces el bandoneonista tan sólo 14 años y su padre le prohibió salir de gira.

Sin duda, el padre se regía por el sentido común, pero no es complicado pensar que Piazzolla se sintió defraudado. Al fin y al cabo, no todos los días tiene uno la oportunidad de acompañar como músico, y más siendo tan joven, a una estrella del calibre de Gardel. Al parecer, tampoco los sindicatos hubieran permitido que un chico tan joven participara en la gira. En cualquier caso en esta ocasión podemos decir que la suerte, a pesar de todo, estuvo del lado del Piazzolla.

Y es que durante aquella gira, concretamente el 24 de junio de 1935, un accidente de avión se llevó al cielo, para siempre, a Gardel y a sus músicos. Nunca se sabe qué hubiera pasado con Piazzolla de haber ido con él, pero hay muchas posibilidades de que la fatalidad también hubiera acabado con su vida. Y, por supuesto, con todas las melodías que nos dejó a lo largo de su vida.

jueves, 17 de marzo de 2011

Guerra, de Sebastian Junger


Acaba de llegar a las librerías un libro titulado "Guerra", escrito por Sebastian Junger. El autor es un periodista que ha pasado unos meses "empotrado" en una unidad del ejército americano en Afganistán. Concretamente en el valle de Korengal. En el libro retrata cómo viven los soldados, apenas un puñado de ellos, viviendo en una base sencilla y pequeña y rodeados de enemigos.

Emboscadas, patrullas atacadas, negociaciones con los lugareños... un libro muy esclarecedor. Sorprende por la cercanía y la cantidad de detalles que narra y que uno no se imaginaría en una guerra del siglo XXI. Después de leerlo no puedo más que recomendarlo, con énfasis.
http://www.laguerradehoy.com/

Y en torno al libro hay una web www.laguerradehoy.com, que nos permite ver cómo se
ría nuestra vida si fuéramos uno de aquellos soldados que están en Afganistán. Como si fuer
a Facebook, veremos qué nos dirían nuestros amigos y qué nos pasaría en el día a día.

Os animo a visitar la web www.laguerradehoy.com, es sorprendente, y a acercaros al libro, que es muy entretenido e ilustrativo.

miércoles, 16 de marzo de 2011

Han van Meegeren, el falsificador

Henricus Antonius van Meegeren, más conocido como Han van Meegeren, es un pintor holandés del siglo pasado. ¿Pintor de retratos, de acuarelas, de grandes obras religiosas, de transgresoras provocaciones modernas...? Se preguntarán ustedes. Pues no, su gran especialidad eran las falsificaciones.

Después de que la crítica machara sus obras, las originales, comenzó a copiar a los maestros de siglos pasados y alcanzó tal nivel de perfección que se convirtió en un perfecto falsificador. Durante la Segunda Guerra Mundial, sus falsificaciones fueron compradas por los holandeses para ser entregadas a los nazis y así evitar el expolio de las obras reales. Esto le costó un problema a nuestro hombre. En concreto, una copia de un cuadro de Vermeer que acabó en manos de Hermann Göring.

Meegeren fue arrestado por supuesta colaboración con los alemanes en mayo de 1945. La acusación sostenía que había entregado patrimonio cultural holandés a los nazis, en concreto, aquella obra de Vermeer. Encarcelado, y como era mejor ser acusado de falsificador que de colaborador con el enemigo, demostró su mano para la falsificación. En prisión, mientras era vigilado por policías y su obra contrastada por expertos, Meegeren copió otro Vermeer. Dejó a todos convencidos de su gran maña para la falsificación y se acusó a sí mismo de haber falsificado seis obras de Vermeer en los años anteriores, usando lienzos y marcos del siglo XVII.

Reconoció haber vendido falsificaciones y haber engañado a expertos en arte. También reconoció que Göring tenía una falsificación. Todo esto le supuso un año de cárcel, aunque no llegó a cumplirlo al morir antes.

En cualquier caso, imagínense el espectáculo. En la cárcel, cuando hizo aquella copia y los expertos la dieron por buena. Impresionante.

martes, 15 de marzo de 2011

Hedy Lamarr, preciosa inventora

Hedy Lamarr, preciosa inventoraHace unos días les comentaba cómo Zeppo Marx había tenido una faceta industrial e inventora. A raíz de aquella entrada, Ángel Cabezas, un lector del blog, me envió otro caso similar: el de Hedy Lamarr. Una vez más les doy las gracias por su ayuda, en este caso, personalmente a Ángel.

Hedy Lamarr fue una actriz de origen austriaco, nacida en 1914. Es conocida como “la mujer más preciosa en la historia del cine”. Pero, como habrán imaginado, no es su faceta artística ni su bonita cara lo que la traen a Curistoria. Hedy era una mujer muy lista, como denota la siguiente frase que salió de su preciosa boca: “Tengo que dejar de casarme con hombres que se sientan inferiores a mí. En algún lugar debe haber un hombre que pueda casarse conmigo sin sentirse inferior. Necesito un hombre inferior superior”.

Y esa inteligencia le llevo a resolver un problema que tenía el ejército de EEUU. Este temía fabricar misiles teledirigidos por miedo a que el enemigo pudiera interferir la señal del control del proyectil y desviarlo a su antojo. Lamarr y sus colaboradores trabajaron en un sistema de comunicaciones que permitiera dirigir el misil y que además fuera seguro en las comunicaciones. Y así, dicho sistema fue registrado con la patente número 2.292.387 en agosto de 1942. El nombre en el documento es H.K. Markey, es decir, Hedwig Kiesler Markey, que identifica a nuestra actriz.

La técnica que se utilizó es una versión del salto en frecuencia, un método de modulación de señales. El sistema era capaz de cambiar entre 88 frecuencias y se diseñó para dirigir torpedos por radio. No recibió mucha confianza en un primer momento y tardó años en ponerse en uso. Además, el diseño de los proyectiles no encajaba bien con el sistema diseñado. Pero todo llega y finalmente tuvo su estreno durante la crisis de los misiles de Cuba, en 1962. Después de esta ocasión, su uso ha sido mucho más importante.

En algunos países se celebra el día del inventor el 9 de noviembre en honor a ella, por ser ese el día de su nacimiento.

lunes, 14 de marzo de 2011

Los fontaneros ya eran caros hace siglos

Sobre la construcción de El Escorial hay un buen número de detalles y documentación que se han conservado. Tal es así, que sabemos costumbres, salarios, personas, accidentes importantes, no tan importantes… Y así vamos a repasar lo que cobró entonces un fontanero para comprobar que este tipo de profesionales ya emitían facturas considerables hace siglos.

Hubo en la enorme y mastodóntica, también maravillosa, obra de El Escorial, un cordobés llamado Francisco Montalbán que recibió como encargo diseñar la red de abastecimiento y canalización de las aguas del lugar. La tarea le llevó once días de trabajo por los que cobró casi 100 reales.

En moneda corriente española del año 1573, cuando ocurrió este hecho, el salario de Montalbán era una pequeña fortuna. Nueve reales por un día de trabajo era más de lo que cobraban los aparejadores de la obra, que eran personajes muy principales.

domingo, 13 de marzo de 2011

Los buenos modos ante todo

Durante la batalla de Waterloo, el coronel inglés Dan MacKinnon, un escocés nacido en 1791 y miembro de los Coldstream Guards, estaba luchando a caballo, espada en mano, cuando una bala de mosquete le atravesó la pierna e hirió al caballo, que se desplomó. En la caída, el coronel perdió su espada. Pero tuvo la suerte de caer junto a un oficial francés herido, que se hallaba también en el suelo.

MacKinnon se levantó, se acercó al francés y le dijo: “le ruego que disculpe por lo que voy a hacer, pero me veo obligado a tomar prestada su espada”. Y cogiendo la espada del francés volvió a la lucha.

Una muestra clara de que las buenas maneras no deben perderse en ningún caso, ni siquiera cuando uno está matando a un enemigo.

Fuente: Millitary's strangest campaigns and characters, de Tom Quinn

jueves, 10 de marzo de 2011

El cerebro de Einstein

Albert EinsteinQue Einstein, el creador de la teoría de la Relatividad, es considerado uno de los hombres más inteligentes de la historia no es algo nuevo. Y lo que voy a contarles hoy da para hacer un buen número de especulaciones al respecto, sobre la inteligencia y el cerebro.

El científico murió en abril de 1955 en el hospital Princeton, cuando tenía 76 años. Al realizar la autopsia al cadáver, el doctor Thomas Stoltz Harvey extrajo el cerebro y, sin permiso de la familia del físico, lo conservó para su estudio posterior. El doctor debió pensar que aquel cerebro era tan prodigioso que debía ser conservado por encima de cualquier cuestión. Einstein podía seguir contribuyendo a la ciencia, en este caso a la neurociencia, incluso después de su muerte.

Harvey fotografió el cerebro desde todos los ángulos y posteriormente lo diseccionó en 240 partes de aproximadamente un centímetro cúbico de volumen. Finalmente, Harvey fue despedido del hospital.

Zeppo Marx, el inventor

Zeppo Marx, cuyo nombre real era Herbert Marx, fue uno de los famosos Hermanos Marx que triunfaron como cómicos en el mundo del cine y en Broadway. No se tiene claro la procedencia del apodo de Zeppo, pero parece que en una ocasión Groucho dijo que era un homenaje al zepelín. De todos modos, hay otras explicaciones, incluso más plausibles. Pero nos quedaremos con esta porque no vamos a hablar de la faceta artística de Zeppo, sino de su faceta de inventor.

Zeppo era un tipo de talento y tenía la suficiente imaginación y conocimientos para hacer sus pinitos como inventor y mecánico. En 1941 fundó una empresa dedicada al diseño y ensamblaje de material armamentístico: Marman Products. Su empresa trabajó para el ejército de EEUU, en aquel momento involucrado en la Segunda Guerra Mundial. Así que al menos Zeppo acertó con el sector en el que enmarcar su compañía.

Debo agradecer conocer estos datos a mi amigo David Palomar, que me lo comentó en un correo hace casi año y medio.

Según parece, las argollas con las que se amarró a Little Boy, la bomba atómica que se lanzó sobre Hiroshima, al Enola Gay, fueron un diseño de Zeppo y un producto de su empresa. También inventó un tipo especial de reloj de pulsera que además de dar la hora medía el pulso. Estaba pensado para personas con problemas cardíacos y el dispositivo emitía una alarma cuando los valores recogidos no eran adecuados.

miércoles, 9 de marzo de 2011

Un desastre por tres cigarros


El sábado 13 de septiembre de 1862, el 27º Regimiento Indiana estaba en marcha por los sucios caminos de Maryland, como el resto del ejército de la Unión bajo el mando del general George McClellan. El objetivo era alcanzar a las tropas confederadas de Rober E. Lee, que habían invadido el norte.

Era un momento muy delicado en la guerra civil de los EEUU, ya que si Lee conseguía una victoria significativa, quizás el sur podría ser reconocido como nación independiente. McClellan tenía el deber de evitar aquello, debía hacer a Lee fracasar en su empeño.

El 27º regimiento paró a descansar en un campo en el que habían estado los confederados, el enemigo, unos días antes. Cuando tres de aquellos soldados se tumbaron vieron que había algo en el suelo: tres cigarros envueltos en un papel. Encantados, los tomaron y desenvolvieron para fumarlos. Y justo antes de tirar el envoltorio, uno de los soldados, el cabo Barton W. Mitchell, le echó una ojeada. En aquel momento, sin saberlo, en sus manos estaba el destino de miles de vidas.

Lo que el cabo Mitchell tenía en la mano era un papel con las órdenes de avance del general Lee, aparentemente extraviadas por un oficial confederado en un descuido. Avisó de aquello a sus superiores y cuando el general McClellan lo vio, decidió suspender el descanso y continuar sin demora para atacar.

Aquello hizo que los confederados de Lee tuvieran que volverse y luchar en la batalla de Antietam, la más sangrienta de la guerra, que finalizó con una victoria de la Unión. Es la batalla en la que más vidas estadounidenses se han perdido.

Fuente: The greatest war stories, de Rick Beyer.

domingo, 6 de marzo de 2011

El restaurante más antiguo del mundo, en Madrid

En Madrid, en la calle cuchilleros, está el restaurante Botín. Según el libro Guinness de los Récords el restaurante más antiguo del mundo, aún en activo. No es mal récord ese, y aunque los cambios habrán sido miles, esperemos, no deja de tener cierto mérito seguir al pie del cañón después de casi tres siglos.

La Casa Botín fue fundada en 1725 y, según se puede ver en su página web, sus especialidades son el cochinillo y el cordero asado, cuestión que encaja por otra parte con un sitio de semejante solera. ¿O acaso podríamos imaginar que el restaurante más antiguo del mundo tuviera como plato estrella una tortilla de patata deconstruida?

Se dice que el mismo Goya sirvió de friegaplatos en Botín, pero quién sabe si esto es cierto. Lo que sí es un detalle de categoría, solera y tradición, mucho más que un Guinness, sin duda, es la aparición del local en la literatura. Benito Pérez Galdós habla del local en varias obras, como en “Fortunata y Jacinta”:
Anoche cenó en la pastelería del Sobrino de Botín, en la calle de Cuchilleros...
También habla Indalecio Prieto de él en su biografía, o Ramón Gómez de la Serna en sus “Greguerías”:
Botín es el gran restaurante donde se asan las cosas nuevas en las cazuelas antiguas.”
Botín parece que ha existido siempre y que Adán y Eva han comido allí el primer cochifrito que se guisó en el mundo.
Han sido no solo estos escritores que lo citan, y no solo han sido autores españoles: Graham Greene, Frederick Frosyth, Scott Fitzgerald o John Dos Passos, también. Y, por supuesto, Ernest Hemingway. Pero este último ha estado en tantos sitios en España y su rastro abunda de tal modo que casi no suma puntos.

Dicho lo cual, y teniendo en cuenta que aún no he pisado la Casa Botín, creo que haré apunte mental de pasar por tan histórico lugar.

jueves, 3 de marzo de 2011

El último califa

Ayer estuve en una interesante charla en torno al libro Ira Divina, de Roca Editorial. El ponente fue el autor de la obra, José Rodrigues Dos Santos, y la charla tuvo como centro el mundo islámico, la interpretación del Corán que hacen los islamistas radicales y este tipo de cuestiones. Muy interesante. Uno de los datos que comentó el ponente fue en torno al último califa.

La palabra Califa corresponde a un título que los líderes musulmanes usaban para designar a los sucesores de Mahoma, el profeta. Son la máxima potestad religiosa y civil desde que murió el profeta, ya que son sus sucesores, y este liderazgo dentro del mundo islámico se mantuvo durante siglos, califa tras califa.

Es decir, después de Alá, el Dios, Mahoma es el profeta y la cima de la religión. Una vez muerto este, los califas, sus sucesores, son la máxima autoridad. Como el Papa en el catolicismo o el Dalái Lama en el budismo. El primer califa fue Abū Bakr, nombrado en 632, año de la muerte de Mahoma y el último fue, en 1924, Husayn ibn Ali.

A lo largo de los siglos, no todos los califas han sido igual de seguidos y legítimos para la umma, es decir, para la comunidad musulmana mundial. Ha habido épocas de vacío y épocas con varios califas. En cualquier caso, en el momento actual el mundo islámico no tiene un califa reconocido al frente desde 1924 cuando el califato otomano finalizó.

miércoles, 2 de marzo de 2011

Programa de arte del ejército de EEUU

Durante la Primera Guerra Mundial el ejército de EEUU creó un proyecto interno en torno al arte. Este programa, Army Art Program es la denominación real, comenzó con ocho artistas, que fueron nombrados capitanes y enviados con el cuerpo de ingenieros a Europa para recoger y reproducir las actividades del ejército. Al final de la guerra la mayoría de las obras realizadas fueron al Smithsonian, para que las custodiara.

El proyecto quedó congelado hasta la Segunda Guerra Mundial. A finales de 1942 el cuerpo de ingenieros creó una unidad cuya dotación fue seleccionada entre civiles y militares y en 1943 la unidad fue enviada al teatro de operaciones del Pacífico. No hubo suerte y el Congreso de EEUU no concedió fondos y el programa se suspendió de nuevo al poco de ponerse en marcha.

Pero a pesar de todo esto la idea tenía apoyos y el objetivo de crear un registro artístico y visual de las acciones militares de EEUU fue lanzado por la revista Life y por los laboratorios Abbott. Muchos de los civiles que habían sido seleccionados por el ejército en un primer momento fueron puestos en nómina por Life como corresponsales. Abbott subvencionó a artistas para que acompañaran a unidades médicas militares.

Al final del conflicto el ejército se había hecho con 2000 obras de arte y creó una sección encargada de mantener y exhibir aquel patrimonio. Esta colección, The Army Art Program, tiene hoy unas 15500 obras de arte de unos 1300 artistas, que se han ido acumulando conflicto tras conflicto: Corea, Vietnam, Tormenta del Desierto, Escudo del Desierto…

martes, 1 de marzo de 2011

El ataque de hipo que duró años

La verdad es que la curistoria de hoy no es muy histórica, no por falta de veracidad, sino porque no tiene mucha relevancia desde un punto de vista histórico. En cualquier caso, me ha parecido interesante.

En 1894 vino al mundo Charles Osborne, que acabó en el libro de los records por ser el hombre que más tiempo ha estado con un ataque hipo. La verdad es que es un record del que uno no debería sentirse muy satisfecho, ya que poco hace para conseguirlo y además no debe ser una cuestión agradable. Eso sí, estando con hipo durante décadas supongo que provoca que este incómodo tic pase a un segundo plano y se convierta en algo normal en la vida. Tal es así que nuestro hombre se casó dos veces y tuvo ocho hijos.

Al señor Osborne le sobrevino el ataque en 1922, mientras estaba matando un cerdo, y fue tan largo que le llevó a la televisión en varias ocasiones, a programas como “¡Esto es increíble!”. También aparece en el Trivial Pursuit, lo que comienza a ser un logro ya superlativo.

Durante 68 años estuvo hipando, una vez tras otra. Entre 20 y 40 veces por minuto, durante 68 años, hasta su muerte en 1991. Centenares de millones de hips. Por cierto, su muerte, a la edad de 97 años, nada tuvo que ver con el hipo. Todo un horror, semejante ataque.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...