A la guerra por un árbol

En estos días vuelve a estar de actualidad Corea del Norte, por las gestiones hechas por Clinton para liberar a unas periodistas. Este país, Corea del Norte, me sigue pareciendo algo digno de estudio y a menudo sus noticias son un viaje al pasado, a otros tiempos. Hablemos de esos viejos tiempos, pero sin dejar Corea del Norte. Una curistoria que me comentó hace ya algún tiempo mi buen amigo Miguel Álvarez, gracias desde aquí.

A mediados de la década de 1970 existía una zona desmilitarizada, llamada la JSA (Joint Security Area), algo así como el Área Fronteriza de Seguridad, que servía de frontera entre ambas coreas. En esta zona, cerca de un puente con el atractivo nombre de “No Retorno”, había un álamo que bloqueaba la línea de visión entre dos puestos de observación de las Naciones Unidas. La línea de demarcación militar entre las coreas pasaba justamente por ese puente. Las relaciones entre los encargados de estos puntos de control y el ejército de Corea del Norte no eran muy cordiales, por decirlo suavemente.

El 18 de Agosto de 1976, unos soldados de Corea del Sur, junto con personal de las Naciones Unidas entraron en la zona de seguridad para podar el árbol, aquel álamo que les impedía la visión. Esto se había acordado anteriormente con el ejército de Corea del Norte, aunque se había acordado hacerlo unos días antes, pero el mal tiempo había impedido la poda del árbol hasta aquel momento.

Cuando estaban en plena poda, más de media docena de soldados del norte aparecieron. Estuvieron durante un rato mirando sin hacer nada hasta que de repente ordenaron que pararan la tala de ramas porque el propio Kim Il Sung había plantado aquel álamo personalmente. Los tipos de las hachas siguieron golpeando el árbol sin hacer caso a esta petición.

Ignorado, el jefe del grupo de Corea del Norte ordenó traer refuerzos. Una vez que llegaron estos, volvió a ordenar el cese de la poda y viendo que las consecuencias de su petición eran igual de improductivas esta segunda vez, se quitó el reloj con parsimonia y dijo: “Matadlos”. Mientras hacía esto le daba una patada de kárate al capitán de los soldados del sur. Estos, y el personal de las Naciones Unidas, se vieron soprendidos y arrojaron las hachas al suelo. Estas fueron utilizadas para herir a los soldados “enemigos”, entre ellos, dos norteamericanos.

Uno de estos soldados americanos murió en el momento. El otro escapó saltando un pequeño muro y cayó por un terraplén. Allí fue rematado con un hacha por los coreanos del norte. La respuesta a estas muertes fue la operación Paul Bunyan. En lugar de podar el árbol, se puso en movimiento una fuerza enorme (casi 1.000 hombres) para asegurar la tala total del árbol.

Esto se llevó a cabo el 21 de Agosto. Corea del Norte desplazó tropas hasta el puente pero no ocurrió nada significativo, aunque la tensión fue muy alta y estuvo a punto de desencadenar un conflicto mucho mayor. Al cortar el árbol, dejaron el tocón bien visible como recordatorio.

Por cierto, Paul Bunyan, el nombre que recibió la operación, se debe a que hay un mítico leñador en el folclore norteamericano con ese nombre. Muy ocurrente y adecuado.
A la guerra por un árbol A la guerra por un árbol Reviewed by Manuel Jesus Prieto Martín on 23:44:00 Rating: 5

14 comentarios:

  1. Uff, no conocía este dato, pudo montarse una buena por culpa de un álamo. Lo que me extraña es que los EEUU no reaccionaran más violentamente y el nombre de la operación me ha hecho sonreir porque Paul Bunyan se nombra en un episodio de Los Simpsons sobre cuentos populares norteamericanos, en el cual Homer es Bunyan que acompañado de un buey azul tala y tala sin parar medio USA...Buen post como siempre ;-)

    ResponderEliminar
  2. Anónimo08:44

    Alucinante... ¿también a las familias de los soldados muertos les dirían que su hijo/marido/hermano ha muerto defendiendo a su patria?

    Verdaderamente, la estupidez humana no tiene límites

    ResponderEliminar
  3. Anónimo08:58

    Me gusta mucho el blog, suelo leerlo habitualmente. Por eso me extraña ver alguna falta como esta:

    "(...) y calló por un terraplén"

    A no ser que el terralpén fuese víctima y y el soldado guardase silencio por ello (un desliz lo tiene cualquiera).

    Genial, continúa con estas fantásticas Curistorias. ¡Saludos!

    ResponderEliminar
  4. Gracias por esos comentarios.

    Duncan, yo siempre digo que todo el conocimiento de la humanidad està contenido en los Simpsons. Absolutamente geniales. Por cierto, yo también recuerdo ese episodio.

    Hay tantas muertes absurdas....

    Por último, gracias por avisarme del error (ya està solucionado) y mis disculpas por no haberlo visto al escribir.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  5. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  6. Desconocía esta historia completamente.
    Vaya tiroteo tan absurdo.

    ResponderEliminar
  7. Anónimo11:29

    No hace falta agradecer el aviso. Gracias a ti por leer los comentarios y preocuparte por mantener un buen nivel en el blog. Cada vez es más escasa la gente que redacta bien en la web, y es un gusto leer tu página.

    ResponderEliminar
  8. Jelens, absurdo del todo, pero ya sabes cómo son estas cosas.

    Insisto, gracias :)

    ResponderEliminar
  9. íncreible la estupidez humana en defensa de la patria

    ResponderEliminar
  10. KitzOgen, hasta el infinito, y más allá; llega :(

    ResponderEliminar
  11. Menuda historia!

    En la entrada en la Wikipedia, vienen fotos del incidente. Parece de Pepe Gotera y Otilio, si no fuera por el norteamericano que murio. De un hachazo!

    http://en.wikipedia.org/wiki/Operation_Paul_Bunyan

    ResponderEliminar
  12. Sería de risa, si no fuera por los muertos.

    ResponderEliminar
  13. [...] Leyendo esta entrada en el blog Curistoria me encontré con una interesante historia en la que narra que ambas Coreas, con Estados Unidos apoyando al bando de Corea del Sur, por poco inician una nueva guerra en 1976 por un árbol en la frontera de ambos países. [...]

    ResponderEliminar
  14. Gracias por el enlace y por avisarme del mismo :)

    ResponderEliminar

>
Con la tecnología de Blogger.