Simo Häyhä, la muerte blanca

La historia de Simo Häyhä la conocí hace ya unos años gracias a un magnífico “Pasaje de la historia” del genial y tristemente desaparecido Juan Antonio Cebrián. Si a usted le gusta este blog, busque en internet estos pasajes y disfrute de ellos. También debe escuchar el programa de radio de Cebrián (La rosa de los vientos, en Onda Cero), que aún sin él, mantiene su espíritu.

Simo Häyhä era un finlandés, granjero para más señas. Su relación con el ejército, en un principio, no fue más allá del año de servicio obligatorio. Y digo en principio porque cuando en 1939 la Unión Soviética invadió Finlandia, Häyhä volvió a tomar las armas. En concreto, tomó su rifle, finlandés pero de origen ruso (M28 Pystykorva) y comenzó a ser el azote de los soviéticos en los helados bosques finlandeses. Escondido en la gélida naturaleza, a varias decenas de grados bajo cero, su rifle llevó la muerte a un buen número de enemigos; centenas de enemigos. No en vano se considera a Häyhä el mejor francotirador de la historia.

Los rusos “pusieron precio a su cabeza” cuando comenzó a hacerse público que un tipo y su rifle luchaban por Finlandia con una efectividad pasmosa. Incluso se le dio un apodo al gran tirador Häyhä: “La muerte blanca”, por su camuflaje, adecuado para la nieve. Se organizaron operaciones únicamente para acabar con él, y en ocasiones, los soldados rusos que iban a cazar acabaron siendo cazados; todos. Alcanzados por “la muerte blanca”. Grupos de francotiradores enviados a eliminar al gran francotirador Häyhä, no sólo no triunfaron, sino que pagaron con su vida el intento. Incluso ataques “masivos” con explosivos fueron infructuosos.

Ahora veamos las cifras que, como otras veces, ruego a ustedes que las tomen con cierta cautela, aunque dejan claro el nivel de muertes del que hablamos. Se atribuyen a Häyhä 542 muertos y más de 100 heridos, hasta sobrepasar el número de 700 bajas causadas al enemigo. Todo esto durante unos 100 días de lucha. Finalmente, el 6 de marzo de 1940, un disparo en la cabeza lo dejó fuera de combate. Acabó recuperándose y murió en el año 2002.
Simo Häyhä, la muerte blanca Simo Häyhä, la muerte blanca Reviewed by Manuel Jesus Prieto Martín on 23:35:00 Rating: 5

14 comentarios:

  1. La historia de este hombre fue sorprendente y Juan Antonio Cebrián lo contó bastante bien, dándole esos aires de heroicidad.

    Aprovecho, para hacerte una petición sobre la etiqueta del "Anís del mono" y su relación con Darwin.

    Un saludo

    ResponderEliminar
  2. Gracias por el comentario Hispanus. Tomo nota de tu petición :)

    Saludos.

    ResponderEliminar
  3. Hola,me encanta tu blog.La historia de este hombre ya la conocía.2 curiosidades más sobre él:medía solo 1'52 m,cosa que le ayudaría a esconderse con facilidad,y la otra es que tiene aún más mérito por el hecho de que no usaba mirilla en su rifle.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  4. Tiranno... muchas gracias por tu comentario y por esos datos adicionales.

    Celebro que te guste el blog.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  5. La razón de que no usara mira telescópica es que no quería que se empañara la lente debido al gélido frío finés.

    ResponderEliminar
  6. Gracias por el dato :)

    ResponderEliminar
  7. Anónimo15:30

    hola amigos yo he sido militar y os digo que es increible.Sobre todo cambio la caza del reno por la del hombre supo aprovechar el terreno que ya conocia la climatologia,habilidades ocultacion (meterse hielo en la boca para no ser detecta do por el aliento)pisar la nieve delante de su fusil para que al disparar no levante la nieve y asi no ser detectado como tambien que nunca disparaba en tendido sino rodilla en tierra.Era tambien de un caracter frio calculador y humilde es decir -un caballero- tambien las fuerzas rusas eran de 4a1 aparte del ahorro de la municion,abituallamientos lejanos o sobre el terreno deberian de hacer una pelicula sobre su vida asi como la pelicula enemigo a las puertas por el hecho de que este hombre lucho solo en cambio los snipers sovieticos cazaban en grupos de 3 o 4 individuos en la zona de operaciones aunque hubo un francotirador ruso llamado MIKHAIL ILYICH SURKOV que rompio la friolera de 702 bastones bajas.informaros sobre el flipareis bueno señores me despido ser felices practicar el tiro y ocultacion sobre el terreno con conocimientos de supervivencia y pasareis de ser liebres a ser lobos suerte saludos

    ResponderEliminar
  8. Gracias por el comentario.

    ResponderEliminar
  9. Desorbitao, la razón por la que no usase mira telescópica era porque para usar esa mira tienes que alzar la cabeza y porque refleja la luz del sol desvelando su posición. Aunque también tu razón puede ser factible, comento lo que yo investigué en su día sobre este francotirador

    ResponderEliminar
  10. Gracias por el comentarios, comecocos.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  11. Anónimo23:20

    se e a olvidado decir unas cuantas cosas ,ese hombre elegia un buen sitio donde colocarse a continuacion cortaba bloques de hielo i los enterraba juso delante de el de forma ke solo sobresalia el riflei su cabeza i el hielo paraba las balas despues no usaba mira porque acia reflejo con el sol y delataba su posicion tambien se metia niebe en la boca para ke el bao no le delatara y su cara la cubria con una mascara blanca dado ke el paisajes es blanco

    ResponderEliminar
  12. Gracias por el comentario.

    ResponderEliminar
  13. Aunque podría tener algunas faltas de ortografía menos... leer eso duele a la vista

    ResponderEliminar
  14. Quién sabe Marcos, quizás se un muchacho o incluso no use español habitualmente.

    Saludos.

    ResponderEliminar

>
Con la tecnología de Blogger.